Administrar

Articles sobre literatura escrits pels amics de la llibreria Món de Llibres.

Rayuela/50 años

FAUSTO | 10 Juliol, 2013 17:08

En 1983, unos meses antes de morir, Julio Cortázar hizo su último viaje a Buenos Aires. Allí fue ignorado por el reciente gobierno democrático e idolatrado por los jóvenes que llenaron todos los recintos en los que habló y que se peleaban por tocarlo. Por una serie de casualidades terminamos hablando en el reservado del Bar Los Orientales. No pude resistir un impulso y le pregunté, a bocajarro: “¿Encontró a la Maga?”. No pareció escucharme, estaba rodeado por unas quince mujeres de entre cuarenta y veinticinco años; ninguna hablaba, todas lo miraban con cierta expectación, lo mismo que los veinte tipos que rodeaban a las mujeres; había profesores, alumnos, vagos y un par de extraviados que siguieron a la multitud que invadía cada espacio en el que hablaba Cortázar y que al final terminaron en el Bar, sin saber muy bien quién era el escritor ni qué había escrito. Una de las mujeres le dijo algo al oído y el gigante se sonrojó. No pude evitar sentir cierto rechazo por los dientes marrones y en precario estado que el escritor ostentaba, tenía los dedos de la mano derecha amarillentos y los ojos de sapo, tristes, pero con un extraño brillo diamantino, parecían ver combinaciones entre las personas y el espacio que nosotros ignorábamos. Cuando me estaba yendo, la más joven de las grupies del escritor me metió un papelito en el bolsillo de la camisa. Mientras lo leía el grupo salió a la calle y se perdió entre la muchedumbre que disfrutaba de la más hermosa noche de verano de los últimos años. En el papelito había una dirección de Montevideo escrita por el propio autor de Rayuela. Al tiempo Cortázar murió. Después pasaron treinta años. Hoy su obra es esencial para cualquiera que desee introducirse a la gran literatura y a la mejor música y, aunque sólo sea para los más decididos y valientes, al mundo fantástico que se hace real cuando se abandona todo determinismo emotivo o cultural para extrañarnos de nosotros mismos, abriéndonos en canal a la incertidumbre. “Es ridículo plantearse si su obra ha envejecido bien”, me dice mi amigo Bernardo Robinson “Cortázar jamás maduró por lo que difícilmente pueda envejecer”. ¡Esa es la clave de los que fueron más allá de un epidérmico surrealismo y se enterraron hasta las narices en la materia oscura implicada en el 96 % del Universo! ¡Pasaron por ingenuos o por eternos adolescentes porque como resultado de lo que vieron no dejaron jamás de reír! Lewis Carroll, Walser, Kafka, Gombrowicz, y tantos otros que postularon con su obra el célebre adagio de Chesterton: “It’s so easy to be solemn; it is so hard to be frivolous”.

…En cuanto a La Maga, tres años después, en pleno Mundial del 86, hice una escapada a Montevideo, a la dirección al pie del Cerro que me había dado Cortázar. Me paré frente a la puerta de una fea casa de una sola planta y sentí la absurda incomodidad de la que se quejaba Nabokov cada vez que lo kitsch lo atacaba, y temeroso de padecer el mismo desengaño que Humbert Humbert al reencontrarse con una Lolita transformada en ama de casa, me di vuelta y volví al bar de la pensión para ver el segundo tiempo de Argentina versus Inglaterra. Entonces Maradona hizo el gol que transformó para siempre la vida de los que contemplaron ese instante mágico.

A Montevideo no he vuelto.

Cuando tenía veinte años andaba por el mundo con una edición barata de Rayuela en el bolsillo. No era el único, pertenecía, sin saberlo, a una antigua orden espiritual que peregrinaba por senderos absurdos a la búsqueda de la esquiva belleza de una flor azul; único remedio para sanar la herida abierta por el arcoíris.

Una herida que no se cierra jamás y que toda podredumbre respeta.

Gabriel Bertotti

Comentaris

  1. ceci vigier
    RAYUELA...50 AÑOS.

    "Andábamos sin buscarnos pero sabiendo que andábamos para encontrarnos." dice Cortázar en Rayuela..entre...frase de contenido súbito, maestro de maestros.
    Gracias por traerlo!
    Presente, contemporáneo, mágico y sensible.
    Compromiso: memoria activa y activar memoria.

    ceci vigier | 26/07/2013, 14:01
Afegeix un comentari
ATENCIÓ: no es permet escriure http als comentaris.

Els comentaris són moderats per evitar spam. Això pot fer que el teu escrit tardi un poc en ser visible.

Amb suport per a Gravatars
 
Powered by Life Type - Design by BalearWeb - Accessible and Valid XHTML 1.0 Strict and CSS